Monday, February 26

Abascal ordena a sus cargos en gobiernos autonómicos que se opongan a acoger migrantes


Santiago Abascal ha anunciado este lunes que la dirección de Vox “ha dado instrucciones a sus representantes en los gobiernos regionales y en los distintos ayuntamientos donde gobiernan para que se opongan al reparto” de la “inmigración ilegal” que ha llegado hasta Canarias, y que ahora el Gobierno de Pedro Sánchez está intentando ubicar y acomodar en varias comunidades autónomas.

El dirigente de extrema derecha ha insistido en que “allí donde Vox gobierna” [con el PP en la mayoría de los casos], no admitirán a ninguna de estas personas: “Desconocemos en muchos casos su filiación, los posibles antecedentes que tengan en sus países, y también las intenciones que tengan” a su llegada a suelo español. Por ese motivo, si el Gobierno les obliga a admitirlos, exigirán a Interior, ha dicho Abascal, “un aumento de la seguridad” en esos territorios.

El presidente de Vox ha comparecido brevemente en la sede nacional de su partido exclusivamente para valorar la manifestación de ayer en la Plaza de Colón contra la amnistía, que ha calificado de “rotundo éxito”, y para arremeter contra Pedro Sánchez y su ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska, por la “avalancha migratoria que se está produciendo, fundamentalmente a través de la llegada masiva de inmigrantes ilegales a las costas Canarias”. Después de su breve intervención, previa a la de su secretario general, Ignacio Garriga, Abascal ha abandonado la sala de prensa sin someterse a las preguntas de los periodistas.

“Nos encontramos con un Gobierno que no sólo no combate la inmigración ilegal sino que la promueve, que contribuye al efecto llamada y a la financiación de las organizaciones no gubernamentales que colaboran con el tráfico de seres humanos y que colabora también con ese efecto llamada”, ha criticado.

Dicho esto, ha reiterado que no solo han pedido a los representantes del Vox en las regiones y los ayuntamientos, “que no sean cómplices del Ministerio del Interior” sino también que en el caso de que finalmente “estas cuotas de inmigración ilegal, este reparto masivo por todo el territorio nacional se produzca” contra la “voluntad” de Vox, exigirán “inmediatamente al Ministerio de Interior un aumento de la seguridad en esas regiones, en esos ayuntamientos y en esas localidades”. Además, se negará “a cualquier tipo de contribución presupuestaria” para ayudar a financiar “ese reparto por todo el territorio nacional”.

El líder de extrema derecha finalmente ha advertido de que su partido hará “responsable” tanto al ministro del Interior como al presidente del Gobierno, de “los problemas de inseguridad, de los problemas de convivencia y de los problemas de asistencia social que sin ninguna duda se van a derivar de este reparto”.

García-Gallardo dice que “los migrantes generan inseguridad”

La semana pasada, el vicepresidente de la Junta de Castilla y León, Juan García-Gallardo, que gobierna en coalición con el PP, calificó de “invasión migratoria” la llegada de personas extranjeras a esta Comunidad procedentes de Canarias, y la vinculó con la inseguridad ciudadana.

El dirigente de Vox se desplazó al municipio vallisoletano de Medina del Campo para grabar un vídeo que luego colgó en sus redes sociales para referirse a la llegada a esta Comunidad de 395 migrantes africanos, de los cuales 250 de ellos están ubicados en un hotel de dicha localidad que en estos momentos se encontraba cerrado por obras y que el Ministerio de Migraciones acordó abrir con sus propietarios para este fin.

El vicepresidente alertó de que los habitantes de Medina “viven con tremenda preocupación cómo el Gobierno central” ha llevado al Hotel Balneario Palacio de las Salinas a 183 “inmigrantes ilegales”. “Se arroga la representación de las mujeres y luego traen aquí a 183 jóvenes, varones, en edad militar, que generan tanta sensación de inseguridad en el pueblo”, dijo García-Gallardo.






www.eldiario.es