Friday, September 30

Estas son las medidas que proponen las comunidades autónomas para ahorrar energía

Las comunidades autónomas han remitido al Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico una batería de medidas para que sean tenidas en cuenta en la elaboración del Plan de Contingencia de seguridad energética que el Ejecutivo central debe enviar a la Comisión Europea en septiembre y que recoge iniciativas dirigidas a impulsar el autoconsumo, a fomentar el ahorro y la eficiencia en la climatización e iluminación, y a favorecer el desarrollo de las energías renovables incrementando las inversiones estatales en la red de infraestructuras de transporte del sistema eléctrico. El plan del Gobierno responde así a la necesidad de ahorrar gas, expresada por las autoridades de la Unión Europa en previsión de posibles cortes de suministro por parte de Rusia en el contexto las tensiones por la invasión de Ucrania. Estas son las propuestas trasladadas por cada gobierno autonómico:

Catalunya

La Generalitat de Catalunya remitió este martes al Ministerio de Transición Ecológica un plan de choque para la “reducción del consumo de gas natural fósil”. El departamento d’Acció Climàtica, entre otras medidas, propone instalar placas solares en todos los edificios oficiales, la creación de aparcamientos para las bicis de los funcionarios, así como de un servicio de bicicletas compartidas y la generalización del teletrabajo entre los trabajadores públicos.

En un documento de seis páginas al que ha tenido acceso elDiario.es, el Govern traslada una batería de medidas, entre las que se cuenta la creación de una empresa energética pública. Dicho organismo debería poder “participar en las distintas actividades del sistema eléctrico, con especial atención a la reversión de las concesiones hidroeléctricas y a la red de distribución que, junto el almacenaje de energía supone la columna vertebral de la transición a un modelo distribuido y democrático”. Puedes consultar aquí todas las propuestas.

Andalucía

Desde Andalucía se propone un conjunto de iniciativas que persiguen impulsar el autoconsumo, entre ellas, establecer objetivos vinculantes de implantación en las Administraciones Públicas para lograr que en un plazo de dos años el 7% de la electricidad consumida proceda de la generación propia. Además, se plantea la simplificación de los contratos de las instalaciones que no contemplan verter el excedente a la red de distribución, así como la agilización y la creación de un marco normativo que favorezca la conformación de comunidades energéticas.

En el capítulo de medidas enfocadas a fomentar el ahorro y la eficiencia en los ámbitos de la climatización y la iluminación, se propone un fondo para la puesta en marcha de un Plan Renove para la sustitución de equipos de climatización, así como de electrodomésticos y aparatos domésticos que funcionan con gas natural. Asimismo, se recomienda la realización de auditorías en edificios públicos y la optimización energética de los espacios de trabajo administrativos.

Euskadi

El Gobierno vasco ha propuesto al Gobierno que promueva que la industria electrointensiva realice ‘parones’ voluntarios o reducciones del consumo de gas en función de la demanda a cambio de bonificaciones y ayudas. Se trataría del extender al consumo del gas el denominado mecanismo de interrumpibilidad, que se ha contemplado para el consumo de electricidad. Las novedades del nuevo texto respecto al primero presentado a mediados del mes de agosto, se basan esencialmente en aspectos que dependen más del Gobierno central que del vasco, como es el caso de las cuestiones que afectan a las redes eléctricas y el mantenimiento de líneas con tensión, la promoción de la cogeneración, el fomento de agrupaciones empresariales para optar a precios del gas más competitivos o la introducción de sanciones en el caso de que los barcos con gas licuado cuya llegada esté programado, no cumplan su compromiso. Este es el único caso en el que el Gobierno vasco habla de sanciones, ya que en el resto de las medidas se refiere siempre a recomendaciones.

En los aspectos que entran dentro de la competencia del Gobierno vasco, destacan las actuaciones para mejorar los edificios públicos. Por ejemplo, Educación destinará seis millones de euros a mejorar los colegios e institutos para ahorrar energía. Puedes consultar el resto de propuestas aquí.

Galicia

El documento remitido por la Xunta de Galicia contiene medio centenar de propuestas organizadas en torno a la idea de que las medidas de ahorro energético deben ser obligatorias solo para las administraciones públicas y voluntarias para el sector privado y los hogares. Mantiene una postura contraria a que los comercios estén obligados a apagar los escaparates por las noches y a que mantengan las puertas cerradas. En cambio, propone aumentar las campañas de información para que empresarios y ciudadanos adopten por decisión propia hábitos que bajen su consumo. También pide ayudas para la adquisición de aparatos de bajo consumo e incentivos fiscales para las calefacciones más sostenibles.

El Gobierno gallego sitúa entre sus prioridades el apoyo a las industrias electrointensivas, entre las que cita la fábrica de aluminio de Alcoa, y reclama compensaciones para la industria pactadas con la UE a cambio de que el sector reduzca su consumo. En cuanto a las energías renovables, pide plazos más breves para la implantación de proyectos empresariales y de autoconsumo y dar un impulso a la eólica marina. No obstante, pide continuar usando las fuentes térmicas y nucleares para generar energía porque “pueden contribuir a bajar el precio de la factura a corto plazo”. Además, propone construir un hidroducto entre las provincias de Lugo y Zamora y una nueva conexión entre Galicia y Portugal.

Cantabria

La postura del Gobierno de Cantabria pasa por “dar ejemplo” a la hora de racionalizar el empleo de la energía; por impulsar la eficiencia y la transición energética a través de políticas de estímulo y concienciación, huyendo de medidas sancionadoras que, en su opinión, “son menos efectivas”; y por impulsar las energías renovables para reducir el consumo de combustibles fósiles y la dependencia del gas procedente de Rusia.

Apuesta así por fomentar el desarrollo de proyectos de I+D+i en tecnologías disruptivas asociadas a la transición energética, especialmente en el ámbito del hidrógeno limpio y el almacenamiento energético; impulsar el desarrollo de áreas para la experimentación en condiciones de uso final de tecnologías de generación de eólica y solar offshore, y su hibridación con técnicas de almacenamiento; y estimular el desarrollo de programas de talento profesional e investigador en el ámbito de las energías limpias, entre otras medidas. En el ámbito de las administraciones, la propuesta recoge la definición de un protocolo de medidas para la racionalización de la energía en edificios e infraestructuras públicas y acelerar las actuaciones de apoyo a la inversión en mejora de la eficiencia energética en ayuntamientos, tanto desde el Gobierno regional como a nivel nacional, con la agilización de las ayudas estatales y europeas. Puedes consultar las propuestas aquí.

Castilla y León

Castilla y León ha presentado una batería de 18 propuestas para afinar, a su entender, la siguiente fase del plan de ahorro energético. Estas líneas se reúnen en cuatro ejes. Entre las más llamativas se encuentran que las medidas sean obligatorias solo en el sector público y tengan carácter voluntario para el sector privado y las familias, así como que se fomente con incentivos su implantación. La Junta opta por que se sustituyan los combustibles fósiles por otras formas de consumo como la biomasa y la energía renovable mediante el impulso de empresas que apuesten por estas fórmulas, así como ayudas para hacer la transición a este tipo de producción energética y el uso de toda la capacidad de generación eléctrica. Además, reiteran la petición de alargar “el periodo de vida útil” de las centrales nucleares“ hasta que toda la energía venga de fuentes renovables.

En lo referente al ahorro energético, se estima oportuno establecer límites de temperatura de manera consensuada e informar mediante campañas que aconsejen las franjas del día para el uso energético. La Junta ha trasladado que se adopten medidas de política fiscal que disminuyan la presión impositiva existente sobre la energía con impacto para los consumidores y se tenga en cuenta a los sectores sectores económicos gravemente afectados por los precios a la hora de implantar apoyos. Aquí puedes leer las propuestas.

Aragón

El texto enviado por Aragón al gobierno central considera fundamental el apoyo al Valle del Hidrógeno que lidera Aragón y apuesta por la conexión de las unidades de producción con la red gasística actual y futura y acelerar la interconexión eléctrica entre Aragón y Marsillón. Considera necesario mantener el valor del almacenamiento de gas del Serrablo y de las propias infraestructuras gasistas como reserva estratégica. También contempla la necesidad de impulsar los sistemas de cogeneración, en grave crisis debido a los costes del gas, equiparando esta tecnología eficiente y que refuerza la competitividad de los procesos productivos en los que se implanta, con los ciclos combinados en cuanto a la “excepción Ibérica”.

El gobierno autonómico considera necesario agilizar la tramitación e implementación de las actuaciones incluidas en los Planes de Inversión de las empresas distribuidoras de energía eléctrica que contribuya, entre otros objetivos, a la incorporación de energías renovables, el autoconsumo y la recarga de vehículos eléctricos. 

Extremadura

Que el margen horario para hacer la jornada laboral acabe a las tres y media de la tarde, y reducir el número de viajes en coches oficiales, figuran entre las medidas adoptadas por la Junta de Extremadura para ahorrar energía. El ejecutivo establece que la jornada laboral ordinaria en los centros administrativos se realizará, hasta el próximo 15 de septiembre, en el período de 7:30 a 15:30 horas de lunes a viernes, de modo que los centros administrativos permanecerán cerrados fuera de dicho horario, según ha informado la Junta en una nota.

En el ámbito de la formación, se promoverán acciones para sensibilizar e informar a los empleados públicos sobre el ahorro y la eficiencia energética como desenchufar los cargadores o desconectar las impresoras cuando no estén en uso. Estas son sus propuestas.

Balears

En el caso de Balears, el Govern ha propuesto que la reducción del consumo recaiga en los grandes consumidores -quienes tendrán que tener un plan de gestión energética que tendrá que incluir medidas de ahorro energético y se revisarán anualmente por un organismo de control autorizado-, las administraciones públicas y las grandes empresas. También ha planteado que todas las administraciones tengan que sustituir sus luces y pasar al bajo consumo de forma completa en el año 2025, además de contar con el certificado A de sus edificios en 2030.

El Ejecutivo balear, cuyo responsable de Transición Energética es el vicepresident Juan Pedro Yllanes, propone varias medidas para acelerar los proceso de conexión de las instalaciones de autoconsumo en la normativa estatal. Asimismo, plantea que para instalaciones de autoconsumo de particulares, administraciones y entidades sin ánimo de lucro se aplique un IVA superreducido del 4%, según cuentan fuentes gubernamentales a elDiario.es.

Murcia

La Región de Murcia ha remitido al Ministerio para la Transición Ecológica una quincena de propuestas, entre las que se encuentran extraer “de la factura de la luz todo lo que no sea coste energético”, implantar el IVA para la electricidad de todos los consumidores españoles entre un 4 y un 10 por ciento, promocionar el hidrógeno como fuente energética a medio plazo y facilitar el autoconsumo de comunidades energéticas y energías renovables con una potencia inferior a 100KW.

El Ejecutivo murciano también ha puesto sobre la mesa prolongar la vida útil de las centrales nucleares, la actualización de las instalaciones de calefacción y aire acondicionado y una mayor coordinación en lo que respecta a la seguridad alimentaria para que no haya “contradicciones con lo establecido en el decreto en cuanto a las temperaturas exigidas”. El Gobierno regional también propone como medida del plan de contingencia energético que los escaparates puedan apagarse a medianoche y no a las 22.00 horas.

Canarias

Canarias no presentó propuestas específicas para las Islas al decreto de medidas de ahorro energético del Gobierno central. En su lugar, la Consejería de Transición Ecológica, Lucha contra el Cambio Climático y Planificación Territorial del Ejecutivo regional prepara una estrategia de eficiencia orientada al autoconsumo que recoja las especificidades del Archipiélago para complementar las acciones estatales.

José Antonio Valbuena, responsable del área, defendió las medidas de ahorro energético del Gobierno de España cuando entraron en vigor durante una entrevista en Televisión Canaria; al tiempo que recordó que en las Islas existen “condiciones distintas a la del territorio continental”, ya que la demanda energética es inferior a la de Península, “pero eso no quita para que también se tomen medidas”. En este sentido, anunció que las acciones recogidas en la estrategia de ahorro energético para el Archipiélago se conocerán después del verano.

Castilla-La Mancha

El Gobierno de Castilla-La Mancha prepara su propio “plan de medidas urgentes para la sostenibilidad energética en la misma línea que ha marcado el Gobierno central”.Estas medidas se tomarán “a corto y medio plazo” y estarán basadas en el ahorro energético en edificios gestionados por la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, incluidos los que dependen del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM), y en su parque de vehículos. “Las estudiaremos, valoraremos y pondremos en conocimiento del Consejo de Gobierno para su posterior aprobación”, ha explicado el Gobierno autonómico.

Con información de las ediciones autonómicas de elDiario.es.



www.eldiario.es