Tuesday, February 27

Trabajadores de À Punt protestan por las injerencias políticas en el décimo aniversario del cierre de Canal 9

En el décimo aniversario del fundido a negro de la radiotelevisión pública valenciana, marcada por el control político del Gobierno del PP, los sindicatos protestan ante la incertidumbre sobre À Punt y las sospechas de una nueva tutela. Los colectivos Intersindical Valenciana, CC.OO, UGT, CSIF y Acció Cultural del País Valencià han convocado a varias decenas de personas este martes frente al Palau de la Generalitat Valenciana para advertir sobre la “asfixia” económica que sufre la radiotelevisión pública valenciana y el cambio en la ley del ente público que tramitan PP y Vox.

Con lemas que recordaban el cierre de Canal 9 como el clásico “lladreros”, que aludía al ERE de extinción, algunos representantes sindicales han advertido de las consecuencias de la limitación presupuestaria prevista en las cuentas públicas del Consell de Carlos Mazón. Los concentrados han reclamado una televisión y una radio públicas en valenciano y se han manifestado “contra el intervencionismo político de un medio que debe ser independiente”.

El PP y Vox maniobran para hacerse con el control de la radiotelevisión pública valenciana a través de una modificación en la ley de acompañamiento que permite eliminar la mayoría cualificada que elige a los consejeros y congelar el presupuesto del ente público. Los socios de gobierno han presentado en las Corts Valencianes varias enmiendas a la ley de acompañamiento a los presupuestos que cambian la composición del Consell Rector de la Corporació Valenciana de Mitjans de Comunicació (CVMC), eliminan la mayoría reforzada necesaria para los órganos e introducen modificaciones en la elección que facilitan un aumento del peso de los conservadores en el ente público.

“En la práctica se aseguran dominar el contenido de À Punt como nunca antes había sucedido”, apunta el comunicado al que se han adherido las entidades que convocan la protesta, colectivos que recuerdan que la televisión pública valenciana no tiene el respaldo del gobierno autonómico en caso de que tenga que asumir el IVA, en cumplimiento de una sentencia. Los trabajadores concentrados reclaman “una radiotelevisión pública y de calidad, con un presupuesto suficiente y sin intervencionismo”.

A la concentración han acudido algunos representantes del PSPV y Compromís, que han presentado enmiendas contra las modificaciones que pretenden PP y Vox en las Corts Valencianes. El PSPV ha advertido este martes que ahora “el futuro de À Punt se desdibuja” con Carlos Mazón y Vox en el Gobierno “mientras se recorta el presupuesto y se intenta amordazar a trabajadores”. La representante socialista en la comisión parlamentaria de RTVV, Mercedes Caballero, se ha pronunciado en estos términos en un comunicado en el que ha subrayado que el cierre de Canal 9, que fue a negro hace diez años, se convirtió en “una de las peores decisiones del anterior Consell del PP, que supuso un duro golpe para la Comunitat Valenciana, para sus profesionales y para el resto de la sociedad por la pérdida de una información autonómica pública”. Ahora, la diputada socialista ha apuntado que les preocupa “ver cómo Mazón y sus socios tienen unas prioridades parecidas” y ha augurado que “nos están encaminando a un nuevo cierre de la radiotelevisión pública valenciana” puesto que en los presupuestos de la Generalitat para 2024 “nos encontramos una bajada del presupuesto real” que se suma “a las intenciones ya conocidas de la ultraderecha con À Punt”.



www.eldiario.es